LLego por fin ese momento del año que todos deseamos: el verano. El buen tiempo, las vacaciones, los días largos y los últimos días de clase. También con los últimos días, el cansancio acomulado del año, la falta de ideas para terminar el curso, los repasos, horas buscando en Google: últimos días de clase, qué hacer. ¿Verdad? Pues te traigo una idea para el final de tus clases: ELECCIONES VERANIEGAS.

 

 

 

Elecciones veraniegas es una actividad muy sencilla de hacer en clase que consiste en elegir entre dos situaciones diferentes. Te dejo la presentación que llevo a clase desde hace dos años. 

¿Cómo lo hago? 

Si tengo un espacio amplio en clase, les pido a los estudiantes que se sitúen derecha o izquierda según la elección. Se mueven y ven de forma dinámica lo que otros compañeros eligen. 

A falta de espacio, buenas son preguntas y levantar la mano para indicar que prefieren. 

Estás actividades se pueden hacer con un nivel A1 y especial para los estudiantes más jóvenes. 

Si tus estudiantes ya tienen un nivel más alto, les puedes preguntar por qué prefieren esa opción, es la mejor o añadirían otra… 

Y una tarea extra es que ellos te pongan a prueba ti, docente y te pregunten qué opción prefieres tú y que tus estudiantes se inventen una 😉